Decepción y ojos muertos.

Y al volver a casa
al sentarme en la cocina
habrá un montón de yogures tocando la guitarra,
¿A cuántas chicas he besado 
esta noche y por qué lo he hecho?

Después de la tormenta vuelvo a mi nave,
vivo en una colmena infinita de pensamientos,
ácidos azules
y gominolas de colores que dan sentido a mi noche;
pegarme, por placer, con desconocidos,
abrazar sombras etéreas y besar sus rostros de porcelana.
Noches de mentira y obsesión.
Sus putos ojos verdes y sus sueños de medianoche.

Decepción y ojos muertos,
te miré en el espejo y tampoco significabas tanto,
no eres quien finges ser
y sabes que no me iré.
Y al sentarme en la cocina
te llamo
sin saber por qué,
creo que me lo han pedido los yogures.

Escrito en Nörground.

2 comentarios:

  1. "Te miré en el espejo y tampoco significabas tanto"
    La sinrazón que casi siempre gana y nos ciega un poco.

    Muy bonito chavalote, un abrazo psicológico :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias :)
      Te devuelvo el abrazo y la visita ;)

      Eliminar